SIEMPRE ESTAMOS APRENDIENDO

En Italia, en el pueblo de Cremona, vivió durante el siglo XVI un joven llamado Antonio, quien se sentía triste porque no podía cantar ni tocar. Sus amigos se burlaban de él, porque parecía que el único talento que tenía era tallar sobre madera.

Un día se enteró de que un famoso fabricante de violines llamado Amatti vivía en Cremona. Al día siguiente fue a verle y le rogó que le admitiera como discípulo en su taller. Allí estuvo trabajando durante años. Con paciencia hizo muchos violines, procurado que cada uno fuera mejor que el anterior. Cuando Antonio murió dejó hechos más de mil quinientos violines que en su interior llevaban grabado el nombre Antonio Stradivarius. Hoy son los violines más buscados y apreciados de la tierra, y se venden en millones de dólares; sólo porque alguien decidió formar y discipular a Antonio Stradivarius. 

El tercer escalón de la Escalera del Éxito es Discipular, este es un tiempo de formación, instrucción y enseñanza en el cual el líder y/o pastor, con la ayuda del Espíritu Santo, logra hacer brillar el llamado que Dios le dio al creyente. 

 Sabemos que es en el tiempo de ´Discipular´ que la persona ingresa a estudiar a Capacitación Destino; allí recibe no sólo una formación doctrinal de la Palabra, sino que se le enseña el poder de la Visión de G12. 

Personalmente creo que discipular no es algo de 3, 6 o 9 meses, sino que es algo que se hace todo el tiempo. Cada vez que me encuentro con mi Pastor César siempre soy afirmada, formada, animada, no sólo en mi llamado sino en cada área de mi vida. 

Algunas ideas prácticas que pueden ayudarte a levantar un equipo para Dios. 

  • Organiza Veladas. La madurez espiritual depende la vida de oración; uno aprender a orar, orando. Puedes invitar a cada uno que prepare una corta palabra y dirija un tiempo de oración. De esta manera, al escucharlas sabrás en qué nivel está su relación con Dios. 
  • Sal con tus discípulos a evangelizar. Muchos no testifican porque no saben hacerlo, se tú su modelo a seguir. Pueden hacer diferentes estrategias de acuerdo con la época del año; Dios te puso junto a ellos para levantarlos como líderes llenos de Dios. 
  • Organiza con tu equipo un calendario de oración en el cual todos los días se elige uno del grupo para que todos intercedan por él.
  • Para discipular se necesita invertir tiempo; programa un tiempo individual con cada uno de ellos; escucha cuáles son sus desafíos y ayúdalos a crecer en la fe.
  • No te olvides de sus cumpleaños
  • Rían juntos; hagan deportes juntos; vayan al cine juntos, estudien un libro juntos cada momento estarás edificando un líder de éxito. 
  • ¡Lo más importante! Debes saber que la cantidad de personas que ingresen de tu equipo a prepararse a Capacitación Destino, serán los líderes que tendrás preparados para abrir célula. Puedes anhelar tener 10 células nuevas este semestre, pero si sólo inscribiste a un líder para que prepare, será un desafío muy grande alcanzar.  
  • Recuerda que tú también eres discípulo; siempre mantente conectado a tus pastores, de allí fluye la unción (Salmos 133).
  • ¡Siempre estamos aprendiendo!

 

Perla Mora
Pastora de MCI Bogotá

Start typing and press Enter to search