REINO UNIDO

REINO UNIDO

Pastor Wes Richards

 

Puedo afirmar que la Visión G12 ha sido el eje fundamental que nos ha ayudado, no sólo en el crecimiento, sino también en nuestras vidas de una manera directa y personal.

Durante el 2017, recibimos un nuevo enfoque respecto a la oración y el evangelismo. Como resultado de este trabajo, hemos visto a muchas personas nuevas venir a Cristo, familias sirviendo juntas al Señor, y solteros encontrando su pareja en Dios. Hemos recibido un enfoque claro de lo que significa un verdadero discipulado, completando ya casi los 144 de la red de hombres y mujeres.

Hemos experimentado un nuevo nivel ministerial en los diezmos y las ofrendas. Así mismo recibimos unas donaciones especiales para alcanzar la meta inicial de dos millones de libras esterlinas para nuestro nuevo edificio. Alcanzar un nuevo nivel de excelencia y administración, unido a la oración, permitió que nuestra Escuela Cristiana, que cuenta con más de 50 niños, pueda conquistar la aprobación de unas inspecciones y permisos de funcionamiento que solicita el gobierno.

Actualmente, tres líderes de nuestra iglesia sirven como consejeros locales. Hemos podido también  fortalecer Capacitación Destino y comenzar las clases de Universidad de la Vida. Estamos creciendo como una iglesia multi-racial, con más de 35 nacionalidades ya representadas.

Hemos compartido la pasión y el plan de la Visión G12, en el proceso de levantar una iglesia fuerte en el Valle de Robertson, cerca de cape Town, entendiendo la importancia de ministrar a otras naciones. La iglesia King’s Church International, en Robertson, cuenta con más de 1.000 niños en su ministerio, de los cuales 200 ya se graduaron para ser parte del ministerio de jóvenes.

De manera personal, he sido bendecido, más allá de lo que puedo expresar, con un regalo que Dios me trajo desde Colombia: mi esposa Adriana. Ambos hemos recibido la fuerza y gozo al ministrar juntos como equipo.

Considero que uno de los mayores privilegios de esta Visión es que alcanza las diferentes generaciones. Ha sido maravilloso poder ministrar semanalmente a través de la célula a 9 de nuestros 14 nietos. Ellos nos impulsan a entrenarnos.

Por otra parte, hemos experimentado el poder de la Sangre de Jesús en nuestras vidas. Durante las oscuras y frías mañanas invernales del Reino Unido, a comienzos del año pasado, varios miembros de King’s Church, incluyendome a mi, recibimos una nueva revelación y valoro lo que Jesús conquistó en la Cruz.

Mi esposa, la pastora Adriana Richards, fue entrenada en la iglesia Misión Carismática Internacional en Bogotá, y como fue discípula de los pastores César y Claudia Castellanos, nos enseñó cómo orar de manera efectiva durante 40 días, aplicando los 7 derramamientos de la Sangre de Jesús. Desde las 6:30 AM, la reunión de oración creció hasta alcanzar más de 120 personas. Experimentamos un nuevo nivel de arrepentimiento, purificación y sanidad en nuestros corazones; conocimos de manera más íntima la presencia de Dios, lo cual ha traído un nuevo anhelo de compartir las buenas nuevas del evangelio. La congregación recibió sanidad física, reconciliación familiar y los “hijos pródigos” regresaron al Señor y a la iglesia. Este tiempo especial de oración trajo un nuevo mover de Dios a nuestra iglesia, al ministrar en diferentes partes del Reino Unido y Sudáfrica.

Orar aplicando la Sangre de Jesús, trajo también protección espiritual y autoridad para organizar en Londres una poderosa convención G12 del Reino Unido el año pasado. Estamos emocionados de lo que sucederá en la convención este año!

Estamos expectantes por lo que Dios hará en estos próximos meses del 2018. Avanzaremos en la ciudad Real de Windsor, en Londres, Reino Unido, y en muchas naciones más, porque sabemos que “hemos vencido por la Sangre del Cordero y por la palabra del testimonio”.

Start typing and press Enter to search