PRINCIPIOS PARA UNA GUERRA ESPIRITUAL EFICAZ

cesarauthor

Aunque estamos librando una guerra espiritual contra las fuerzas invisibles de maldad, no es necesario que nos enfrentemos a una lucha directa con éstas, pues ya hubo alguien que lo hizo por nosotros, Jesús. Con Su Sangre derramada en la Cruz del Calvario, quitó todo el poder que el maligno ejercía sobre la humanidad.

Entendiendo esto, necesitamos conocer los 10 principios fundamentales para tener victoria en la guerra espiritual:

1. Aplicar la Sangre del Cordero inmolado (Éxodo 12:13)

Debemos aprender a usar la autoridad que el Señor nos dio para confrontar los poderes adversos, y no hay otra manera de hacerlo sino aplicando el poder de la Sangre de Cristo.

2. Atar al hombre fuerte (Lucas 11:21-22)

Debemos entender contra quién es nuestra lucha, y cuál debe ser nuestra posición. No podemos quedarnos en una posición neutral: debemos ser parte del Ejército de Dios. Se requiere entonces de alguien más fuerte, y ese alguien es Jesús, quien despojó al enemigo de toda su autoridad y lo destruyó en la Cruz del Calvario.

3. Destruir las fortalezas del enemigo (2 Corintios 10:4)

Debemos reprender con autoridad al espíritu de Barjesús por medio de la Sangre de Jesús, pues éste es el consejero asignado por Satanás para trastornar los caminos rectos del Señor con oposición y confusión (Hechos 13:6-11)

4. Derribar argumentos (2 Corintios 10:5)

Una de las maneras más eficaces para derribar argumentos, es a través de la oración. Como creyentes, debemos confesar en arrepentimiento los pecados de nuestra nación, de nuestra familia como si fueran nuestros propios pecados, de esta manera todos los principados que se levantaban en oposición, serán doblegados y destruidos.

5. Derribar toda oposición

Debemos clamar para que el mismo Señor quite todo velo que impida la conquista, y todo espíritu de altivez que se quiera levantar contra el conocimiento de Dios, sea removido y quebrantado.

6. Llevar cautiva nuestra mente a la obediencia a Cristo

La estrategia del enemigo para adormecer la mente y la conciencia de las personas, es a través de pensamientos engañosos. Debemos tomar autoridad y echar fuera todo espíritu de encantamiento de la nación y de cada familia.

7. Remover la maldición de la tierra

Al aplicar la Sangre que Jesús derramó por causa de la corona de espinas, sobre el territorio de Colombia y sus diferentes frentes de gobierno, estaremos removiendo toda maldición y limpiando el camino para que los nuestros, hombres justos, puedan gobernar. También, a causa de este derramamiento de Sangre, nuestras finanzas son redimidas del poder del enemigo.

8. Hablarle a la montaña (Marcos 11:22-23)

Con nuestra fe en Dios, podremos tomar autoridad en el mundo espiritual, y sin importar el obstáculo, a través de la fe podremos visualizar que cada montaña que se presente es arrojada a lo profundo de la mar.

9. Remover la maldición por causa de la traición

Toda maldición que haya venido por causa de la traición entre cónyuges, entre líderes, entre hermanos, puede ser completamente removida cuando se clama por misericordia, aplicando la sangre que Jesús derramó en el Getsemaní.

10. Aplicar la sangre rociada de Jesús (Hebreos 12:22-24)

Esta sangre, es sangre de juicio o de misericordia. Cuando aplicamos esta sangre rociada, por medio de la fe, aquellas personas que se vuelvan de sus errores en arrepentimiento, serán alcanzadas por la sangre de Jesús que representa misericordia, más aquellas quienes endurezcan su corazón, caerán bajo el juicio.

Start typing and press Enter to search