LA VISIÓN CORRE EN TODO BRASIL

Nuestra mente fue totalmente abierta a la sencillez del evangelio y el amor de Dios por los perdidos. Nuestros corazones fueron encendidos con su fuego. Crecemos en la fe y hemos aprendido con los pastores Castellanos, ellos reflejan la fuerza de un cristianismo verdadero, que puede influenciar a toda una nación.

Nosotros los brasileños, aprendimos que es una responsabilidad el contribuir activamente en la restauración de nuestra nación. La participación en las convenciones en Bogotá nos ha llevado a avanzar ministerialmente y ha cambiado nuestro concepto como iglesia, aunque somos “muy pocos” sabemos que estamos llamados para una obra muy grande (Mateo 28:18- 20) dentro de la visión G12.

Todos fuimos igualmente comisionados y cuando nos vemos como una parte integral de esta obra, entonces podemos comprender la dimensión del llamado que jamás tendrá un enfoque personal o local, sino conquistar a nivel global. En nuestro primer viaje a Bogotá en el año 2000 fuimos solamente 2 personas, después 3, 5,10, 60 hasta que en el año 2013 llevamos 250 personas. 150 de nuestra iglesia (IAPP) y 100 discípulos de los pastores de nuestro equipo de 12 en São Paulo. Parte de nuestra conquista viene porque hemos tomado la decisión de beber directamente de la fuente y en cada Convención G12 nuestra visión se ensancha de una manera sobrenatural.

Durante el 2013 aceptamos el desafío de los pastores Castellanos de llenar el más grande coliseo de nuestra ciudad en una reunión evangelística. Después del cierre de la Convención Nacional G12 en Brasil hicimos este evento y fue tremendo pues asistieron 8.000 personas y más de 2.000 personas aceptaron a Cristo. El sueño se hizo realidad!. Para nosotros fue un motivo de gozo poder contar con la presencia de nuestros pastores César y Claudia Castellanos. Hasta el día de hoy esta fue la mayor fiesta que hemos contemplado como iglesia.

Por. Delmir Bolzan

Start typing and press Enter to search