DEJA DE EXISTIR Y COMIENZA A VIVIR

DEJA DE EXISTIR Y COMIENZA A VIVIR

De acuerdo a la Asociación Americana del Corazón, éstas son siete recomendaciones  que debes tener en cuenta para mantener tu corazón físico saludable:

  1. Ser físicamente activo todos los días.
  2. Tener una dieta saludable.
  3. Mantener un peso saludable.
  4. Evitar fumar y usar productos de tabaco.
  5. Controlar la presión sanguínea.
  6. Mantener un nivel de colesterol normal.
  7. Cuidar el nivel de azúcar en la sangre.

El corazón humano es verdaderamente una obra grandiosa. Pesa menos de una libra, pero late 100,000 veces por día aproximadamente, y en una persona promedio, llega a latir 2.5 billones de veces. Sin el corazón, el cuerpo rápidamente deja de funcionar.

En la Biblia se usa la palabra corazón en repetidas ocasiones; más de 800 veces en las traducciones bíblicas más comunes. Salomón, conocido como uno de los reyes más sabios de la historia, escribió: “Sobre toda cosa guardada, guarda tu corazón; Porque de él mana la vida.” (Proverbios 4:23 RVR1960). Entendemos que aún más que referirse a nuestro corazón físico, está hablando de esa parte que está dentro de cada ser humano, el alma.

Cuidar nuestro corazón debe ser nuestra prioridad. Es allí donde nacen nuestras emociones, donde se gestan nuestras palabras y en donde verdaderamente podemos saber si estamos viviendo nuestra vida al máximo potencial.

Es muy fácil para la mayoría de las personas caer en la rutina del día a día y perder ese deseo que puso Dios en su interior por alcanzar una vida abundante, lo cual les  lleva simplemente a existir para poder sobrevivir.

Es necesario que se enciende en tu corazón una pequeña llama de esperanza hacia el futuro, sabiendo que fuiste creado para algo más que navegar en las preocupaciones del día donde tal vez sientes que nunca vas a llegar al destino. Fuiste creado para ser feliz, para dar y para compartir esa semilla de esperanza con cada una de las personas que están a tu alrededor.

  1.  PERMITE QUE JESÚS LLENE TU CORAZÓN

Jesús dijo que el mandamiento mas importante es: Y amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con toda tu mente y con todas tus fuerzas. Este es el principal mandamiento. (Marcos 12:30). Cuando todo tu corazón le pertenece a Jesús, no hay espacio para el resentimiento, no hay espacio para el dolor, no hay espacio para la depresión, no hay espacio para la frustración o el fracaso.

¿Cómo está tu corazón? Los hombres tendemos a esconder el verdadero estado de nuestro corazón detrás de una apariencia porque no deseamos ser vistos como débiles o simplemente porque es la única manera que conocemos. Sin embargo, hoy tenemos la oportunidad de abrir nuestro corazón y permitir que el amor de Dios nos llene de esperanza para el futuro. No vivas con una esperanza en el pasado, puesto que esto te lleva al remordimiento. Vive con la esperanza y la determinación de recibir lo mejor de Dios todos los días.

  1.  AMA A LOS DEMÁS DE CORAZÓN

No se puede vivir de una manera plena si tenemos relaciones que están rotas. Ya sea por peleas familiares, desacuerdos, heridas o resentimientos que se causaron en el pasado. El segundo mandamiento mas importante que Jesús nos dio fue: “Amarás a tu prójimo como a ti mismo” (Mateo 22:39).

Cuando aprendemos a perdonar para amar sin reservas y entendemos que fuimos creados para traer felicidad, para dar lo mejor a otros sin esperar nada a cambio, para vivir sin estar atados a ningún sentimiento o comportamiento, y que aunque no lo merecíamos fuimos comprados a precio de sangre, entonces las cargas se irán y caminaremos confiados. ¡Dios planeó para ti una vida abundante! Él dijo: “yo he venido para que tengan vida, y la tengan en abundancia.” (Juan 10:10b NVI).

Amar a los demás de corazón, aún los que son difíciles de tratar, te lleva a vivir la vida abundante que Dios tiene para ti. Casi todos los problemas del ser humano se solucionan a través del perdón. Esta es tu oportunidad de tomar la decisión de perdonar. Pueda que requiera un poco de esfuerzo, pero al final verás que vale la pena.

Pueda que estés pasando por un momento crucial en tu vida en donde sabes que hay algo más para ti, pero no lo has encontrado. Esta puede ser la oportunidad que encuentres el amor de Dios y la vida abundante a través del proceso de La Universidad de La Vida. Miles de personas han encontrado lo que estaban buscando por años en este curso de 9 semanas que te llevará a tener un encuentro personal con Dios, con los demás y contigo mismo. Puede ser la oportunidad para que dejes de simplemente existir y comiences a vivir. Será el momento en donde podrás recibir el amor de Jesús y lo empezarás a compartir con los que te rodean.

Pastor Julian Gamba

0

Start typing and press Enter to search