¿CÓMO FORMAR LOS MEJORES DISCÍPULOS?

¿CÓMO FORMAR LOS MEJORES DISCÍPULOS?

 

“Yéndose luego David de allí, huyó a la cueva de Adulam; y cuando sus hermanos y toda la casa de su padre lo supieron, vinieron allí a él. Y se juntaron con él todos los afligidos, y todo el que estaba endeudado, y todos los que se hallaban en amargura de espíritu, y fue hecho jefe de ellos; y tuvo consigo como cuatrocientos hombres”

1 Samuel 22:1-2

 

Todo discípulo lleno de la presencia de Dios, es aquel que refleja al Espíritu Santo en todo lo que habla, enseña, ora, emprende y sobre todo, en su manera de desarrollarse en el ministerio.

En este tiempo, Dios está levantando discípulos firmes, íntegros y comprometidos con la obra. Para esto, como autoridad debes mantener una excelente relación con aquellos que hacen parte de tu equipo, valorándolos como personas y atendiendo sus necesidades, esto forjará un ambiente ideal para trabajar intensamente al interior de sus vidas, haciendo de ellos los mejores líderes.

Para cumplir este propósito, debes tener presente los siguientes principios:

 

  • ENSÉÑALES A CRECER

 

Tus discípulos crecerán en gracia, conocimiento espiritual y autoridad en la medida en que les enseñes e instruyas, de la misma manera en que lo hace un padre con sus hijos. ¡Desarrolla todo el potencial que hay dentro de sus vidas! No habrá mayor gozo para ellos que sentirse útiles dentro de la obra del Señor. Además, recuerda que contar con una motivación permanente, promoverá el crecimiento en la célula.

 

  • FORMA LÍDERES EJEMPLARES

 

Los líderes y discípulos brillantes son los que a su vez, forman ministerios brillantes. Las personas llegan a la iglesia sin formación y, como autoridades, tenemos el compromiso y desafío de moldearlos y pulirlos para que sean instrumentos en las manos de Dios. Recuerda que como líderes principales debemos estar dispuestos a servir a nuestros discípulos. Quien no esté dispuesto a servir, no puede ser servido.

 

  • GUÍALOS AL ÉXITO

 

Eres tú quien da dirección a tus discípulos para que tomen conciencia que el éxito no es algo para unos pocos, sino que todo aquel que crea en las promesas de Dios, puede conquistar. Ellos deben entender que él éxito no viene por el trabajo en que se encuentren, sino que llega a sus vidas cuando lo creen. Afirma la vida de tus discípulos declarando que Dios desea prosperarlos en todo, que Sus bendiciones son reales y están disponibles para ellos.

 

  • CRÉE EN ELLOS

 

El ambiente en el que te desenvuelves con tus discípulos, debe estar cargado de motivación suficiente para que ellos se involucren en el liderazgo. Es fundamental tener la plena certeza de que Dios los llamó al ministerio, sabiendo que a quien Dios llama, lo equipa y lo respalda en todas las cosas.

El Señor tiene una gran misión para nosotros ¡levantar un equipo de 12 discípulos de Jesús! Por eso, es importante que tengamos fe en lo que Dios va hacer con ellos y pidamos al Espíritu Santo que forme sus vidas, de tal manera que puedan brillar y ver fruto abundante en cada área de su vida.

 

César Castellanos

Start typing and press Enter to search